Clic    

Lección:

Los niños aprenderán que los que aman a Dios le obedecen en todo lo que Él manda. La Biblia cuenta del rey Saúl, quien fue un hombre valiente. Dios lo envía a hacer la guerra contra una nación mala, y a destruir todo, pero Saúl dejó vivos a los animales. El profeta Samuel le muestra a Saúl que ha pecado, porque ha desobedecido a Dios, y cómo Dios le va a quitar el reino. El rey no quería reconocer su pecado, al contrario, disimuló con una buena obra para Dios. Nosotros, los hijos de Dios, podemos hacer grandes cosas para Dios, pero si en verdad le amamos, primero le obedeceremos. Lectura bíblica base: Juan 15:8-12.

Instrucciones:

Los niños empacan en papel de regalo una caja que previamente se ha llenado, sin que sepan su contenido. Una vez esté empacada, se discutirá sobre cómo se sentirían cuando recibieran un regalo tan bonito. A continuación se abrirá y se encontrará algo desagradable y sin valor, por ejemplo una media rota. Se hace la comparación del contenido del regalo con el corazón del rey Saúl, por fuera con apariencia de ser muy bueno y bonito, y por dentro malo.


 

Volver