Nuestro texto [2 Timoteo 2:2] nos habla de hombres quienes han recibido este encargo precioso y la única característica que subraya de los tales es "que sean fieles". Πιστός es un sustantivo que bien puede traducirse "permanente", "estable", "firme". Cuando la Biblia dice que Dios es fiel, se refiere a la inmutabilidad de Dios en su ser y en su propósito (cf. 1 Cor. 1:9; 10:13), como consecuencia de ello el siervo del Señor debe caracterizarse por ser de una sola palabra, no como aquellos que hoy dicen una cosa y mañana otra totalmente contraria:
"Mas, como Dios es fiel, nuestra palabra a vosotros no es Sí y No" (2 Co. 1:18).

VerMas4


 

Volver