La Biblia dice: “Las moscas muertas hacen heder y dar mal olor al perfume del perfumista; así una pequeña locura, al que es estimado como sabio y honorable” Ecl. 10:1

1. ¿Quiénes son los estimados como sabios y honorables? Ligeramente podríamos decir que es una persona inteligente o en eminencia terrena, pero en realidad se habla de alguien que ha sido rescatado de las tinieblas y que ahora tiene una nueva naturaleza con la presencia continua del Espíritu Santo. Este es sabio porque es capacitado con la Palabra del que es infinitamente sabio y es conducido a colocarla en práctica. Es honorable por la nueva posición a la que Dios lo ha elevado. Ahora se le ha dado la potestad de ser hijo de Dios; real sacerdote para anunciar las virtudes de Aquel que los llamó; rey para gobernar lo que se le ha dejado a su cargo con justicia; embajador para rogar a otros para que se reconcilien con Dios. (Ez. 36; Jn. 12-13; 1 P. 2:9-10; Ap. 5:10; 2 Co. 5:20)

2. ¿Cuál es la pequeña locura? Son acciones pecaminosas que parecen inofensivas. Una miradita codiciosa, una palabrita salida de tono, una “mentirita piadosa”, deshonestidad en una monedita, etc.

3. ¿Por qué es como la mosca muerta que hace heder el perfume? Porque todo pecado, por pequeño que parezca, es como la levadura que solo se requiere un poco para fermentar toda la masa. Fue una mirada codiciosa la que inició la completa ruina de Lot; fue otra mirada codiciosa la que llevó a David a cometer adulterio, luego homicidio y luego a una multitud de consecuencias; fue uno de minutos de ira lo que privó a Moisés y a Aarón de entrar a la tierra prometida. (Gn. 13,19; 2 S. 11-18; Nm. 20:1-13)

4. ¿Qué hacer? “Velad y orad, para que no entréis en tentación; el espíritu está dispuesto, pero la carne es débil” Mt. 26:41

Volver